5 agosto 2019
5 agosto 2019,
 0

El mercado laboral es un amplio mundo de posibilidades. Gracias a él, puedes mejorar tu situación económica, ampliar tus conocimientos y habilidades e incluso socializar con otras personas con intereses y pasiones comunes a las tuyas. Es cierto, que el mercado laboral se encuentra actualmente en constante cambio por parte de las empresas y de los trabajadores.

La mayoría de las personas, en el puesto de trabajo que desempeñan habitualmente, cuentan con una serie de tareas a realizar que les apasionan, y, por el contrario, existen otras que cuesta mucho llevarlas a cabo por la desmotivación que transmiten. La mayoría de los empleados son perfectamente conscientes de su valor y no todos ellos trabajan de igual forma, ya que cada uno busca en el mercado laboral sus propios intereses: formación, flexibilidad horaria, trabajo desde casa, sueldo, creatividad…

Pero ¿adaptarse a las necesidades y motivaciones de cada empleado puede llegar a convertirse en un obstáculo para las empresas o, por el contrario, pueden mejorar su jornada laboral?

La respuesta a la pregunta anterior está recogida en el concepto de “JOB CRAFTING” o trabajo a medida. El job crafting es una nueva técnica muy actual que tiene sus raíces en las teorías del rediseño del trabajo de hace más de una década y que consiste en llevar a cabo un proceso mediante el que los empleados pueden modificar e influir en sus puestos de trabajo para orientarlos a sus verdaderas motivaciones, preferencias e intereses.

¿Cómo se aplica job crafting desde el punto de vista de los empleados?

El job crafting o trabajo a medida permite que los trabajadores tengan el poder de modificar y cambiar su vida profesional en función de sus preferencias. Los propios empleados diseñan y adaptan su puesto de trabajo, consiguiendo felicidad y productividad principalmente. A continuación, mencionamos una serie de pasos que los trabajadores deben seguir para diseñar su puesto de trabajo conforme al método de trabajo a medida.

  • El trabajador tiene que definir qué sabe hacer muy bien, qué busca conseguir a través de sus motivaciones e intereses y qué cosas puede conseguir a través de sus capacidades. Crear un DAFO es una forma sencilla de reunir e interpretar de forma sencilla toda esta información.
  • A continuación, es importante realizar una lista de todas las tareas que se realizan actualmente en el puesto de trabajo que desempeña para saber cuáles le apasionan, aquellas que le desmotivan y las que se encuentran en un punto medio entre las dos anteriores.
  • También es necesario crear una lista con aquellas tareas que desde el punto de vista del empleado consumen mayor nivel de energía y lo acercan o alejan de sus objetivos.
  • Como último paso y una vez recogida toda la información anterior, será mucho más sencillo diseñar el puesto de trabajo ideal según sus necesidades y preferencias y adaptado en gran medida a las motivaciones y objetivos que mejorarán su perfil profesional.

¿El job crafting es una metodología sencilla de implantar para las empresas?

La motivación de los empleados es muy importante para que las empresas puedan atraer y retener personas talentosas. Convertir el trabajo que tiene un empleado con el que realmente le gustaría tener no es tan sencillo para las empresas, y en numerosas ocasiones, supone un reto bastante importante.

Las empresas en ocasiones tienen dificultades para adaptarse a los nuevos cambios. Generalmente buscan empleados capaces de realizar gran cantidad de tareas, dejando de potenciar aquellas específicas que desempeña de forma correcta, profesional, con motivación y pasión. Para que las compañías puedan llevar a cabo esta técnica deben tener en cuenta numerosos aspectos:

  • Tareas que realiza el empleado: es conveniente preguntar qué aspiraciones tienen nuestros trabajadores y qué es lo que verdaderamente puede apasionarlos. Cambiar el ámbito de trabajo y la forma en la que se desempeñan las tareas, puede ser muy beneficioso para empresa y trabajador, ya que puede aumentarse la motivación del empleado y, además, puede potenciar habilidades que posee y que serán enriquecedoras para la compañía.
  • Gracias a esta técnica también es posible mejorar las relaciones de los empleados, compartiendo opiniones e ideas entre los distintos escalones de poder de cualquier empresa.
  • La percepción indicará a las empresas la forma que tienen los empleados de recibir tareas distintas a desempeñar.

¿Es posible construir el trabajo perfecto?

Según Amy Wrzesniewski, profesora de Comportamiento Organizacional en la Yale School of Management: “no todo en el job crafting es beneficioso. Puede llegar a ser estresante si no tenemos en cuenta los objetivos marcados desde arriba”. Es necesario tener en cuenta los pasos a seguir que se han mencionado anteriormente, para que los trabajadores tengan muy claras sus motivaciones y los objetivos que quieren conseguir en el desempeño de un determinado trabajo. A su vez, las empresas también tienen que tener claro qué es lo que cada uno de sus trabajadores demanda de forma individualizada para potenciar sus habilidades y facilitarles el desempeño de tareas que consigan su máxima motivación.

Este proceso es innovador y es importante que tanto la empresa como el empleado se mantengan receptivos ante cualquier idea o proposición. Los directivos de la empresa pueden ayudar a los empleados a identificar nuevas oportunidades y motivaciones facilitando el desempeño de tareas nuevas.

De esta forma, y a través de la implantación de esta novedosa técnica, será posible que la mayoría de los trabajadores hagan lo que realmente les apasiona enriqueciéndose así mismos y también, a sus empresas. Lo que un empleado odia puede ser el mejor trabajo para otro y el job crafting o trabajo a medida es un camino muy efectivo para crear puestos de trabajo 100% adaptados y capaces de mantener a los empleados motivados.

Comments are closed.